En acción, la huella social de Bankia

Capacitados con conciencia ecológica

Trabajar por la autonomía de las personas con discapacidad

Publicado el 9 de Febrero de 2017 por Bankia.

La Fundación APAI es una organización sin ánimo de lucro, miembro de la PLENA INCLUSION MADRID Federación Española a favor de Personas con Discapacidad Intelectual, que trabaja por la autonomía de las personas con discapacidad. Esta fundación nació por la necesidad de unos padres, que querían ayudar a sus hijos discapacitados en su incorporación al mercado laboral, una vez terminada su etapa escolar.

La Fundación APAI lleva desarrollando este proyecto desde el año 1994. Fue en este año cuando nace la  Asociación de Padres de Alumnos de Integración. Su primera sede estuvo en un local cedido por el Ayuntamiento de San Sebastián de los Reyes y más  tardeen una nave industrial alquilada. Durante los años posteriores esta asociación ha sido Casa de Oficios y Escuela Taller y fue en 1998 cuando se convierte en Fundación.

Ya en 2010 crea un Centro Especial de Empleo, se trata de una fábrica-museo artesano del papel y el reciclaje. El CEE cuenta con  una plantilla de 22 jóvenes,  con una discapacidad intelectual superior al 33%, y de edades comprendidas  entre los 19 y los 45 años. El trabajo de estos jóvenes gira en torno a la fabricación del papel artesanal, la elaboración de productos artísticos y la divulgación de Aulas Didácticas sobre “Papel artesanal, reciclaje y medio ambiente”.

Actualmente la Fundación APAI cuenta con un edificio en propiedad en San Sebastián de los Reyes (Madrid) y con los materiales y recursos humanos necesarios para llevar a cabo este proyecto.

Eduardo Jiménez, director de la Fundación APAI,  afirma que la relación con Bankia viene de lejos. “Bankia ayudó a financiar la construcción del edificio en el que estamos ahora. Las necesidades venían porque la nave donde estábamos era muy reducida y se saturaba cuando realizábamos las visitas de los colegios”, explica Jiménez.

A través de la convocatoria de ayudas Bankia y Fundación Montemadrid apoyan su programa de creación de empleo en San Sebastián de los Reyes. En concreto, el programa para desarrollar las dos aulas didácticas y talleres donde los jóvenes con discapacidad intelectual realizan la tarea de enseñar todo lo referente al proceso de fabricación de papel y su relación con el medio ambiente, a los alumnos procedentes de colegios, institutos y otros centros de la Comunidad de Madrid que visitan la fábrica. Conformando una  propuesta innovadora y de clara utilidad social.

“La idea era que los módulos los diseñaran profesionales, pero que los monitores fueran discapacitados intelectuales de distinta índole. La forma de tratar la discapacidad cambia cuando la gente la conoce a través de una experiencia personal. La visita de los colegios suele coincidir además con algún tema que se está impartiendo en clase. Los estudiantes no saben que van a tratar con discapacitados hasta que llegan al centro y ven el esfuerzo de esas personas tratando con ellos y explicándoles la actividad”, apunta Jiménez.

El espectro de visitantes es muy amplio. De los colegios asisten niños desde los 6 hasta los 17 años, grupos de empresa, e incluso alguna residencia de mayores. “A los niños, especialmente a los más pequeños que están muy familiarizados con las tablets y los dispositivos digitales, les impacta mucho cuando les explican el origen de la escritura, cómo se escribía en tablillas de cerámica…”, señala Jiménez.

Además, en la fábrica de papel artesanal continuamente se produce papel reciclado y se imprimen unos cuadernillos finales con un resumen de la actividad. En la tienda disponen de cuadernos a la venta y también se ofertan  servicios de imprenta, para invitaciones de boda, por ejemplo, que ayudan a la financiación de la  fundación.

Por último, con el objetivo de que la  inserción profesional sea más rápida y ampliar sus salidas profesionales, más allá de la imprenta, la Fundación APAI se ha embarcado en otro proyecto donde cuenta  también con la colaboración de Bankia, se trata de la la fabricación de galletas ecológicas que en la actualidad están  a la venta en el centro, en su página web y en otros puntos como el Mercado de Productores del Matadero de Madrid. “Al ser un producto saludable está teniendo muy buena aceptación y esperamos poder ayudar a los chicos y chicas del centro en su incorporación al mercado laboral en el sector pastelero”, concluye Jiménez.


TAGS: EMPLEO, MEDIOAMBIENTE