En acción, la huella social de Bankia

Comparte

LA HOSTELERÍA: SALVAVIDAS DE LOS JÓVENES EN SITUACIÓN DE DESVENTAJA SOCIAL

Click to tweet

La hostelería: salvavidas de los jóvenes en situación de desventaja social

La crisis ha provocado cambios en el modelo productivo de nuestro país

Publicado el 7 de Septiembre de 2016 por Bankia.

La crisis ha provocado cambios en el modelo productivo de nuestro país. El sector inmobiliario y de la construcción ha reducido considerablemente su actividad. Sin embargo, el hostelero está marcando records históricos en cuanto a empleados se refiere. Más de 1,5 millones de trabajadores dependen de la hostelería. De los cuales 1,2 son directamente relacionados con bares y restaurantes. Este cambio de modelo productivo es el germen del proyecto “Rumbo al empleo”. Esta iniciativa surge en 2014 cuando Norte Joven y Bankia, comienzan a colaborar.

Norte Joven es una entidad que nace en 1985 para favorecer la integración social y laboral de personas en situación de vulnerabilidad social. Trabajando, principalmente, en la inserción social de jóvenes y adultos a través de programas de formación integrales. Estos programas se sustentan principalmente en la formación personal y social, en la formación académica y en la formación profesional en un oficio. Norte Joven cuenta en la actualidad con tres centros en la Comunidad de Madrid, en los distritos madrileños de Fuencarral-El Pardo y Villa de Vallecas y en el municipio de Alcobendas.

El proyecto de “Rumbo al empleo” se ubica en el centro-taller de Vallecas. Este centro recibió la ayuda de #enAcciónBankia en 2014, para la transformación y adaptación del centro, convirtiéndose así en la joven escuela de hostelería de Norte Joven.

“Cada día son más demandados profesionales especializados en hostelería, por eso desde Norte Joven apostamos por formar a jóvenes en dicho sector. Les ofrecemos una solución integral para que puedan acceder a empleos de larga duración”, nos comenta Mercedes Negueruela, directora de la entidad.

Norte Joven ofrece una formación de calidad a través del compromiso de los propios estudiantes, “es fundamental la motivación del alumnado hacia la formación, por eso durante todo el proceso les animamos a que se esfuercen por alcanzar sus objetivos, pero también les exigimos compromiso con la formación que están recibiendo, y que aprovechen esta oportunidad que se les ha dado. Esto obliga a los alumnos a tomarse muy en serio el programa, que suele durar entre 12 y 18 meses dependiendo de cada caso”, apunta Mercedes. Cabe destacar que todos los programas incluyen prácticas de 1 a 3 meses en empresas.

La entidad cuenta también con itinerarios de formación en otros oficios como carpintería, dependiente de comercio, electricidad y fontanería. Además, Bankia y Fundación Montemadrid apoyan periódicamente otros proyectos e iniciativas de la entidad.

“Lo más importante a la hora de trabajar mano a mano con estos chicos es ser cercanos. Mostrarles confianza, conseguir que los alumnos sientan que son capaces. Este método es la clave del éxito”, palabras de Javier Nava, maestro de taller en Norte Joven. Este estilo de formación se hace a través de profesionales y voluntarios cualificados, obteniendo a lo largo de sus 30 años de vida los siguientes resultados: 6.000 personas atendidas, más de 3.000 alumnos formados en un oficio y más de 1.700 inserciones laborales.

La entidad fomenta el voluntariado integrándolo de forma transversal en la actividad de las empresas. Desde Norte Joven se intenta sensibilizar a la sociedad abriendo espacios de participación ciudadana y cooperación con empresas.


TAGS: EDUCACION, FORMACIóN