En acción, la huella social de Bankia

Comparte

Juan Tomate: un huerto urbano, ecológico y solidario para personas sin hogar #Madrid

Click to tweet

Todos somos Juan Tomate

Un proyecto de huerto urbano ecológico solidario para personas sin hogar

Publicado el 21 de Julio de 2016 por Bankia.

Un proyecto de huerto urbano ecológico solidario para personas sin hogar, que se desarrolla en el Albergue de Santa María de la Paz de los Hermanos de San Juan de Dios, en Madrid y que #enAcciónBankia ha apoyado desde sus inicios con voluntarios, donaciones directas y después a través de las convocatorias de Bankia y la Fundación Montemadrid. Primero fue un huerto de abastecimiento y después se crearon huertos de alquiler en la misma parcela del barrio de Sanchinarro en Madrid.

Bankia inició este proyecto en mayo de 2014 y hoy es una realidad. Se implica a los residentes del centro Santa María de la Paz en el cuidado y el mantenimiento y ahora se alquilan parcelas para cualquiera que quiera disfrutar de frutas y verduras de un huerto ecológico.

Algunos voluntarios de Bankia, como Marta, destacan la ilusión que les hace a los niños ir al huerto: “Mis hijos me suplican volver cada sábado”. Se trata de un plan al aire libre, en los 600 m2 cuadrados de parcela de los que los hermanos de San Juan de Dios disponen al lado de la residencia para personas sin hogar.

Es un proyecto redondo, porque no solo apoya asistencialmente, sino que es sostenible, les ayuda a mantenerse solos y posibilita que las personas que viven en la residencia de Santa María de la Paz puedan normalizar su vida y desarrollar un empleo.

“Yo os animo a participar, porque en un proyecto como este, no das nada. Solo recibes alegría, emoción, complicidad, generosidad” continúa Marta, que destaca lo que aprenden sus hijos cada sábado: “Han descubierto amigos mayores, pero solo de edad, que necesitan la misma protección y cariño que ellos. Amigos que, con naturalidad, les hablan de mundos distintos, mundos oscuros de los que ellos han salido y a los que de forma implícita les enseñan a no entrar”.

Marta destaca otra de las actividades preferidas de los residentes del centro: la lectura. “Asimismo, creo que si hay algo bueno de toda esta experiencia es que conocimos a Rafael, quien tras ocho meses de permanencia en el centro había conseguido encontrar trabajo en una librería antigua del centro de Madrid y vivía en un piso compartido, habiendo abandonado definitivamente el centro”, relata la voluntaria.

Matilde, también voluntaria de Bankia, destaca que lo que más le llamó la atención fue el ambiente de la actividad. Allí participaban familias con sus hijos de todas las edades y algunos residentes del centro y todos hablaban con todos e intercambiaban experiencias. “Fue muy gratificante estar compartiendo una actividad con un colectivo de personas que, de otra manera, hubieran pasado a mi lado sin mayor atención por mi parte”, declara Matilde.

Los asistentes al huerto tienen el privilegio de escuchar de primera mano testimonios como el de Javier, que afirma que la azada con la que trabaja es su mejor medicina, o como el de Luis, que relata cómo plantar a tresbolillo.

¿Qué es eso de plantar a tresbolillo? ¿Que todavía no lo sabes? Muy fácil, para encontrar la respuesta, puedes unirte a las actividades quincenales de voluntariado del huerto ecológico enviando un email a smpaz.huertosurbanos@hsjd.es, “y si no, siempre puedes preguntárselo a Google, pero te aseguro que será una forma mucha más aburrida de conocerlo”, concluye Matilde.


TAGS: DESARROLLO LOCAL, EMPLEO, NUEVA POBREZA