En acción, la huella social de Bankia

La batalla contra los combustibles fósiles empieza desde la educación: alumnos de FP montan una electrolinera solar en su instituto

  • Compartir

‘Smart Green Grid’ desarrolla una infraestructura de recarga de coches eléctricos mediante el empleo de tecnología solar.

Bankia en·accion Publicado el 26 de Febrero de 2020

La batalla contra los combustibles fósiles empieza desde la educación, desde que se toma conciencia del desafío que afronta el planeta para su erradicación, así como de la necesidad de actuar desde el nivel local.

Si a ese desafío le añadimos el componente del aprendizaje que incorpora el desarrollar un proceso de instalación de placas solares para alimentar una electrolinera, tenemos los ingredientes necesarios para poner en marcha el proyecto de los alumnos de FP del Institut Pere Martell de Tarragona, gracias a la selección de su idea en la Convocatoria de Ayudas Dualiza Bankia.

Su nombre Smart Green Grid, lo que traducido literalmente significaría “red verde inteligente”, y en una traducción más libre equivaldría a la instalación de una electrolinera alimentada por energía solar a través de placas solares, que servirá para dar servicio a los coches eléctricos de los profesores y, de los pocos alumnos que pese a estar estudiando puedan permitirse un coche eléctrico.

El proyecto fue seleccionado en la Convocatoria de Ayudas Dualiza por su apuesta innovadora destinada al impulso de las energías sostenibles. No obstante, el Institut Pere i Martell es uno de los dos únicos centros de toda Cataluña que ofrece el ciclo de energías renovables.

“Nuestro proyecto se centra en el impulso de las energías limpias, una iniciativa novedosa y diferenciadora, con la que conseguir la máxima recarga del parque de automóviles eléctricos a partir de fuentes no contaminantes, sin aumentar la potencia contratada y reduciendo la huella ambiental”, explica Javier Abad, jefe de estudios y coordinador de FPEmpresa del Institut Pere Martell.

Nuestro proyecto se centra en el impulso de las energías limpias, una iniciativa novedosa y diferenciadora, con la que conseguir la máxima recarga del parque de automóviles eléctricos a partir de fuentes no contaminantes.

Javier Abad, jefe de estudios y coordinador de FPEmpresa del Institut Pere Martell.

Porque para 2050, la Unión Europea aspira a que el 80% de la electricidad provenga de fuentes renovables. Es la llamada electrificación de la economía, que busca hacer frente a los combustibles fósiles desde el impulso de las renovables y uno de los primeros sectores en asumir el cambio es el del automóvil.

Formación, servicio y concienciación

Todos esos factores han sido tenidos en cuenta a la hora de diseñar el proyecto; componentes didácticos, de servicio y de sensibilización medioambiental. En su desarrollo, “los estudiantes se han encargado de la realización de todas las etapas del proceso, asumiendo este programa de aprovechamiento de la energía solar con fines de sostenibilidad y desarrollo de nuevas tecnologías de un modo integral”, apunta Abad.

El enfoque metodológico se respalda en “el desarrollo de competencias a nivel técnico, de montaje en instalaciones reales y de trabajo en equipo, con un enfoque colaborativo y sustentando en la distribución de tareas”, remarca Abad.

A nivel docente, afirma el profesor, este programa “de carácter transversal” permite “salir del aula-taller para realizar actividades en un entorno real de trabajo”, un aspecto de gran valor de cara su futura empleabilidad.

“Desde la perspectiva del propio centro, el proyecto nos posiciona como una escuela verde, que nos permite mostrar una aplicación de las energías renovables y concienciar a toda la comunidad educativa sobre el uso de las fuentes alternativas”, concluye Abad.

Y todo el aprendizaje tiene un resultado claro, al casi medio centenar de electrolineras que a día de hoy se pueden encontrar en Tarragona, desde hoy hay que sumar una. Una electrolinera Dualiza, alimentada por el sol e instalada en una rotonda de un centro de FP en la que, de momento, sólo podrán repostar si participan del aprendizaje del centro.

Esta es la segunda vez que la Convocatoria de Ayudas Dualiza que promueven Bankia y FPEmpresa selecciona un proyecto del centro tarraconense. Con anterioridad, en su primera edición, la iniciativa apoyó su propuesta ‘Innovación metodológica para la adquisición de competencias profesionales en el ámbito del mantenimiento industrial’.

Si quieres conocer más detalles sobre este proyecto puedes contactar con el Instituto Pere Martell en la dirección de correo electrónico comunicacio@institutperemartell.cat o consultar sus redes sociales:

TAGS: EFICIENCIA ENERGéTICA FORMACI FP DUAL