En acción, la huella social de Bankia

“Es el momento de rediseñarnos a nivel personal y como sociedad”

  • Compartir

Entrevista con Eduardo García, profesor de FP y miembro del movimiento Coronavirus Makers en Palencia que fabrica viseras protectoras en 3D para los sanitarios.

Bankia en·accion Publicado el 20 de Mayo de 2020

Eduardo García es profesor y tutor en el módulo de Servicios Comerciales del centro de Formación Profesional La Salle Managua de Palencia.

En plena crisis de la COVID-19, este docente se ha convertido, al igual que miles de ciudadanos anónimos, en protagonista en la lucha contra el coronavirus. El arma para hacerlo: una impresora 3D con la que fabrica viseras para pantallas de protección facial, un material que posteriormente es utilizado por los sanitarios que combaten la pandemia en primera línea.

Eduardo

García

  • Profesión: Profesor de enseñanza secundaria en Colegio La Salle Managua
  • Integrante del movimiento Coronavirus Makers en Palencia
  • Impresión en 3D de viseras y material de protección para el personal sanitario

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

Mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

Mi receta para superar esta crisis

60%

Coherencia y saber estar en el ámbito político

30%

Solidaridad

10%

Unidad

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

Perfil de Eduardo García@eduvigio

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

1.

¿Ha cambiado esta crisis la manera de entender tu profesión?

La COVID-19 nos aboca a los docentes a un nuevo escenario al que no estamos acostumbrados. Y, en particular, a los profesores de FP, una modalidad con aspectos eminentemente prácticos que, en muchas ocasiones, son difíciles de enseñar de forma telemática. No obstante, este nuevo paradigma de enseñanza también está siendo una oportunidad para alumnos y profesorado a la hora de desarrollar ciertas competencias digitales que nos pueden servir de apoyo en un futuro.

Desde un punto de vista personal y profesional, esta crisis me sirve para reafirmar el valor y la importancia de la presencia en el aula por parte del docente, siendo este el vehículo que permite llegar a todos los alumnos por igual, y ayudar a los que tienen más dificultades (en especial, aquellos que no cuentan con competencias y destrezas suficientes, apoyo familiar, etc.).

2.

La irrupción del coronavirus ha obligado a vuestro centro educativo a transformar un programa de marketing y utilizar una impresora 3D para fabricar pantallas de protección facial. ¿Cuándo y por qué das este paso para imprimir viseras desde tu casa? ¿Cómo nace este impulso?

Conocí la labor de la comunidad maker a través de una amiga que trabaja en el ámbito sanitario. Me informé y contacté con ellos para ver de qué manera podía colaborar. Una vez conecté con mi comunidad local (Palencia), todo fue muy fácil: me facilitaron el acceso a los foros, los diseños, toda la información relativa al proyecto (periodos de recogida de la producción, plazos de entrega, etc.). Lo más importante para lanzarme a colaborar fue saber que cualquier ayuda, por humilde que fuera, sería bien recibida.

La motivación surge de un sentimiento de impotencia, al ver cómo sufren muchos sanitarios, las familias que están viviendo la emergencia en primera persona, desprotegidos y en condiciones muy difíciles. Te preguntas qué puedes hacer ante esta situación. Al final, lo vives como una responsabilidad social, sabiendo que se puede aportar de muchos modos, por poco que sea, para superar esta crisis.

3.

Gracias a esta labor, tú también eres protagonista de los aplausos, del reconocimiento en los balcones…

Los aplausos, el reconocimiento social está dedicado a los profesionales de la salud, a los miles de trabajadores invisibles que se juegan la salud y su vida a diario. Todos ellos realizan una labor titánica con su esfuerzo e implicación. Yo no estoy al mismo nivel. Simplemente, ayudo en lo poco que puedo, como haría cualquier otra persona, pero desde el amparo de la protección y la tranquilidad de mi hogar.

Si bien es gratificante que se reconozca tu labor, no es comparable. Tan solo somos un granito de arena dentro de ese movimiento espontáneo de miles de personas que están colaborando, con un elemento común: el altruismo, la conciencia social y la solidaridad. Todo lo que hacemos desde la comunidad maker descansa en una profunda convicción de ayuda y no por reconocimiento.

4.

¿Cómo podemos fortalecernos ante las situaciones tan complicadas que estamos viviendo durante esta emergencia?

No cayendo en la negación de lo que está ocurriendo ni en su importancia. Tampoco debemos buscar culpables. En estos momentos, es importante encontrar un sentimiento común para aunar nuestras energías en una mejora colectiva, ya que si no aprendemos a hacerlo en un contexto tan complejo, difícilmente saldremos sin daños ni perspectivas de un mejor futuro.

Es posible lanzar un mensaje optimista, sabiendo que debemos estar tranquilos y esperanzados. Esta coyuntura no es la única en la historia que nos ha puesto a prueba como sociedad… y de todas ellas hemos salido. Eso sí, para hacerlo tenemos que permanecer unidos y no divididos.

5.

¿Consideras que la crisis está cambiando la forma y el modo en el que nos relacionamos las personas?

El modo de socialización va a cambiar, está cambiando. Es curioso que cuanto más aislados y privados de libertad estamos, más contacto necesitamos. Y justo cuando tenemos esa libertad, no la aplicamos a la hora de socializarnos y preocuparnos por los demás. Es una dualidad interesante.

La crisis ha conseguido que volvamos a comunicarnos con personas que teníamos un poco olvidadas, avivándose los vínculos y los lazos afectivos. Hemos aprendido a hacerlo y disfrutarlo de esta nueva manera ‘virtual’. Ahora tenemos que trabajar para cuidar estas relaciones que hemos retomado y conseguir que no vuelvan a enfriarse.

6.

¿Es posible hacer una lectura positiva de esta crisis? ¿Hay alguna manera de sacarle un ‘partido social’?

Sin duda, los ámbitos sanitario, social y económico han quedado muy tocados con la pandemia. Entiendo que las crisis nos son buenas en sí mismas, pero sí representan una oportunidad que permiten redibujarnos y rediseñarnos a nivel personal y como sociedad en general. Algo que solo es posible si se trabaja y reflexiona profundamente sobre este daño. De no hacerlo, corremos el riesgo de salir peor parados.

Necesitamos recordar todo aquello que es importante y que hemos descuidado durante los últimos tiempos, dar valor a esos trabajos invisibles y necesarios, reconectarnos con la naturaleza, priorizar nuestra escala de valores.

Podemos aprender mucho y sacarle ese ‘partido social’ tan necesario; pero para que haya un aprendizaje es necesaria mucha labor e implicación a nivel personal y colectivo. Para que se produzcan cambios profundos, individuales y comunitarios, tenemos que entender que “todos que estamos en el mismo barco” y que “la unión hace la fuerza”. Solo entonces podremos extraer aspectos positivos de esta gran crisis. En caso contrario, caeremos en el “divide y vencerás”, donde no habrá vencedores, sino únicamente vencidos.

El proyecto ‘Animación y marketing en el punto de venta y el desarrollo de competencias en el ámbito logístico-almacenaje’ del centro La Salle Managua ha sido una de las iniciativas seleccionadas en la tercera edición de la Convocatoria Ayudas Dualiza de la Fundación Bankia y FPEmpresa.

La Convocatoria de Ayudas Dualiza apuesta por la promoción de proyectos de Formación Profesional de centros educativos que cuenten con la colaboración del tejido empresarial, iniciativas que aporten valor añadido a las personas y las propias organizaciones y que, a su vez, reviertan en una mayor especialización y competitividad.

Si quieres conocer más detalles sobre esta iniciativa solidaria del centro de formación profesional La Salle Managua puedes consultar su página web y seguir sus redes sociales:

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

TAGS: CORONAVIRUS FORMACIóN SOLIDARIDAD