En acción, la huella social de Bankia

Una playa en el Mediterráneo para el chorlitejo patinegro